Saturday, August 25, 2007


En el reflejo del cristal

era yo,

la misma cara de quien no le importó

que mi pelo fuera cambiando con los años.

Y ahí estaba yo,
cómplice inequívoca del anonimato,

hija legítima del extraño

con pulso de plata como la dentadura del mismo

de lentecitos de colores para ocultarse

y esconder que fuimos amables porque tuvimos miedo.

Yo le temía

porque en lo extraño hay siempre

un temor insospechable.

Y él,

sin más remedio que verlo en mi rostro,

y ver en sus ojos mis párpados caídos

sujetos apenas por mi diadema de plata

---única herencia de mi abuela---

amuleto constante

contra la pobreza inacabable.

Mi padre se quedó ciego días antes de su muerte

sin haberme visto ni siquiera al alba,

pero si él me hubiera visto,

si él me hubiera visto

detrás de su mirada

de doctor inhumano

hubiese visto en sus manos

los pétalos cobrizos de nuestros cuerpos,

simétricos, idénticos, exactos

como el reflejo mío en una ventana subterránea

cuando viajaba sola en la ciudad de México

como una extranjera ante los ojos de los hombres.


9 comments:

nacho said...

Hola: ¿quién es la de la foto?
Me gustó este poema porque parece venir de adentro...

¿qué haces, on tás?

Anonymous said...

vivo en phoenix
me vine a hacer la maestria aunque por lo pronto estoy de embajadora intercultural jajjajajja

solem

Miguel Angel said...

Qué buen poema, Solem.
Un nudo se me hizo la garganta a partir de leer "Mi padre se quedó ciego días antes de su muerte".
Qué poema tan lleno de imágenes de soledad y extrañeza, como una novela de Murakami y sobre todo, qué fuerza de ese final, y la manera con que se hilvana al inicio del poema.
Gracias por mandarme el link.

Smooth said...

a no mames que exagerado el wey de arriba

Anonymous said...

Es cierto, qué exagerado, deverian todos de leer tu finisimo blog.
Anda, mejor sé alguien y sigue con tus jaladas en tu propio chiquero.

sanblas de la "o" said...

realmente me ha gustado, creo que ya es justo que publiques algo. te esperamos por acá, y no le hagas caso al maricón del smooth, todos saben que es un alter ego.

Besos de lengua

Anonymous said...

yo me referia al maricotas del smooth y su chiquero de blog eh
me gusta el poema ese de solem
:)

Bienaventurada said...

excelente poema, wera,probablemente yo sea doblemente extranjera...

cwmonitt said...

cuero el smut